Menu
  Información
  Abónese
  Servicios Gratuitos
  Ayuda
  Mapa del sitio
  Contactar
 Demostración

 Solicitar una
 demostración

 E-mail  

 Abonados

 Acceso usuarios

 usuario  
 contraseña  

 


Legislación básica
 

LEY FORAL 19/2002, de 21 de junio, reguladora de la educación de personas adultas.

EL PRESIDENTE DEL GOBIERNO DE NAVARRA

Hago saber que el Parlamento de Navarra ha aprobado la siguiente

LEY FORAL REGULADORA DE LA EDUCACION DE PERSONAS ADULTAS.

EXPOSICION DE MOTIVOS

El texto aprobado por el Foro Mundial sobre la EducaciÍn, organizado por la UNESCO en Dakar en abril de 2000, considera que la educaciÍn es un derecho humano fundamental, y como tal un elemento clave del desarrollo sostenible y de la paz y estabilidad en cada país y entre las naciones, y, por consiguiente, un medio indispensable para participar en los sistemas sociales y econÍmicos del siglo XXI, afectados por una rápida mundializaciÍn, así como que ya no se debería posponer más, el logro de los objetivos de EducaciÍn para Todos.

La educaciÍn a lo largo de toda la vida, una de las claves del siglo XXI, es a la vez consecuencia de una ciudadanía activa y una condiciÍn para la participaciÍn plena en la sociedad. Los objetivos de la educaciÍn de los niños, de los jÍvenes y de los adultos, considerada como un proceso que dura toda la vida, son desarrollar la autonomía y el sentido de responsabilidad de las personas y las comunidades, reforzar la capacidad para hacer frente a las transformaciones de la economía, la cultura y la sociedad en su conjunto, y promover la coexistencia, la tolerancia y la participaciÍn consciente y creativa de los ciudadanos en su comunidad. En definitiva persigue entregar a la gente y a las comunidades el control de su destino y de la sociedad para afrontar los desafíos del futuro.

En las sociedades del conocimiento, la educaciÍn de adultos y la educaciÍn permanente, se han convertido en un imperativo, tanto en el seno de la comunidad como en el lugar de trabajo. Las nuevas exigencias de la sociedad y del trabajo suscitan expectativas que requieren que toda persona siga renovando sus conocimientos y capacidades a lo largo de toda la vida.

Facilitar el acceso al saber -a todas las edades y en todas partes- es importante por varias razones. Por un lado, posibilita la obtenciÍn de un empleo en un mundo en el que es necesario adaptarse a cambios cada vez más vertiginosos. Es además un medio idÍneo para conseguir cualificaciones con reconocimiento oficial, adquirir capacidades -incluso de carácter social- y realizarse personalmente. Y, por último, permite una mayor apertura a otras culturas y a otros horizontes, al tiempo que supone una preparaciÍn para el ejercicio de una ciudadanía activa.

Por educaciÍn de adultos se entiende el conjunto de procesos de aprendizaje, formal o no, gracias a los cuales las personas cuyo entorno social considera adultos desarrollan sus capacidades, enriquecen sus conocimientos y mejoran sus competencias tÚcnicas o profesionales o las reorientan a fin de atender sus propias necesidades y las de la sociedad. La educaciÍn de adultos comprende la educaciÍn formal y la permanente, la educaciÍn no formal y toda la gama de oportunidades de educaciÍn informal y ocasional existentes en una sociedad educativa multicultural.

Los poderes públicos siguen siendo indispensables para garantizar el derecho de todos los ciudadanos a la educaciÍn, como bien recoge el artículo 27 del la ConstituciÍn Española de 1978, y en particular de los grupos más vulnerables de la sociedad.

La Ley Orgánica 1/1990, de 3 de octubre, de OrdenaciÍn General del Sistema Educativo establece, en su artículo 2, que el sistema educativo tendrá como objetivo básico la educaciÍn permanente y que, a tal efecto, preparará a los alumnos para aprender por sí mismos y facilitará a las personas adultas su incorporaciÍn a las distintas enseñanzas.

El Título tercero de esta Ley Orgánica está dedicado íntegramente a la educaciÍn de personas adultas. En Úl se recoge que la AdministraciÍn educativa velará para que todas las personas adultas puedan alcanzar la educaciÍn básica con una oferta adaptada a sus condiciones y necesidades. TambiÚn especifica que el sistema educativo garantizará que las personas adultas


Magislex® Servicio de legislación educativa
      © 2018 Siena, S.A.